La fiesta de los criadores fue de marca mayor

Los números dicen que hasta siete mil personas hubo en las instalaciones del Club Collipulli durante el gran evento organizado por la Asociación de Criadores de Caballos Chilenos de Malleco en conjunto con el municipio local, literalmente, una tercera parte de la comuna. Conoce el balance del anfitrión en este artículo, además de los proyectos que se vienen para mejorar las instalaciones de un amplio recinto que se quedó chico.

Bastaba ingresar al recinto del Club Collipulli para darse cuenta que la fiesta preparada por los criadores mallequinos era de marca mayor: decenas de vehículos estacionados en la berma del camino a San Andrés, múltiples equipos municipales controlando accesos y ordenando expositores, un concurrido patio de comidas ubicado bajo una gran carpa aledaña al casino, un imponente escenario instalado en el centro de la pista de exposiciones con diversas actuaciones artísticas y la flamante medialuna que daba vida a las corridas de vacas, actividades que en todo momento estuvieron copadas de público, un ambiente de rodeo grande.

El balance del dueño de casa

Cuando a José Roberto Standen, máximo dirigente de la Asociación de Criadores de Caballos Chilenos de Malleco y del Club Collipulli, se le pregunta por el balance de las actividades realizadas el fin de semana, lo primero que señala dice relación con una autocrítica: que el recinto quedó chico, que faltaron tribunas, que hay que triplicar los estacionamientos y que el ganado de la Serie Campeones no fue el óptimo, son algunos de los puntos sobre los que hace hincapié a pesar de la magnitud del evento que las organizaciones que preside, llevaron a buen puerto.

—¿Cuál es el balance general que hace como anfitrión de todas las actividades que se realizaron el fin de semana en las instalaciones del Club Collipulli?

—Mira, yo soy muy crítico conmigo, soy una persona que trabaja en base a los errores que cometo, generalmente asumo mis errores porque creo que es la única forma de ir mejorando. Creo que el espectáculo fue bueno, el rodeo fue bueno pero tuvimos algunos errores que a lo mejor no se notaron tanto como yo los noté, a lo mejor el público no los notó, pero tuvimos una falla en los novillos del champion producto de una decisión de la persona que los había arrendado y eso nos complicó bastante, situación que debimos prever en otro sentido porque, si bien es cierto igual se corrieron novillos, no fueron de la calidad que habíamos presupuestado y eso me complicó, me complicó el no poder dar un espectáculo de punta a cabo, de un nivel que los criadores debemos dar a todas las personas que asisten.

—Más allá de la autocrítica, ¿Cuál es la evaluación que hace del evento considerando el buen número de colleras, la alta asistencia de público y la gran variedad de actividades?

—Creo que el gran evaluador es el público que asiste, es el usuario el que debe evaluar muchas veces porque uno es muy auto referente, uno tiende a calificarse muy bien, por lo tanto es importante lo que dice la gente, lo que dicen los corredores que asisten, creo que ellos son los grandes evaluadores.

—Sobre el rodeo en sí, el ganado fue de regular pa’ bueno, es algo muy mejorable producto del problema que tuvimos; hubo que hacer bastante adaptaciones de última hora. Creo que la gente se fue contenta, noté que tenemos una escasez de galerías para el volumen de gente que tuvimos, también hubo una escasez importante de estacionamientos; en general, colapsamos en estacionamientos y galerías, situación que no teníamos para nada contemplada, o sea, presupuestamos un nivel de gente importante pero no el volumen de gente que llegó.

—Los dos días…

—Los dos días, prácticamente los tres días; diría que a la exposición también llegó gente, no en el volumen que llegó al rodeo y esa gente es muy proclive al rodeo, incluso aplaudieron todo el tema de la integración, se empapó del ambiente, fue partícipe de todo el espectáculo.

—En ese sentido, ¿Cuenta con algún número de asistentes o de vehículos que ingresaron al recinto?

—Dentro del recinto, hubo alrededor de siete mil personas, lo que para un pueblo como Collipulli es una suma bastante importante.

—Prácticamente, la mitad del pueblo…

—Es prácticamente la mitad del pueblo; la cantidad de vehículos es muy difícil enumerarla porque la cantidad que entró al recinto no guarda relación con la cantidad que se quedó estacionada afuera, en la calle, en los caminos aledaños o en estacionamientos que habilitaron algunos vecinos, entonces, no tenemos un registro total de vehículos que vino a la muestra. Lo que sí, hicimos una evaluación pensando en el próximo año, contemplando algunas cosas que hoy no nos habríamos ni siquiera imaginado que deberían existir.

—Sobre lo mismo, ¿Cuáles son los proyectos concretos para la infraestructura que hay en el recinto, de aquí a un año?

—Nos planteamos una ampliación de las galerías de la medialuna, duplicando la capacidad que hoy existe; mejorar los accesos para la entrada y salida de vehículos, que también tuvimos una falla importante en eso y en la velocidad con que ingresaban al recinto; lo otro es la capacidad de estacionamientos que debería ser triplicada; y como proyecto macro, construir un auditórium para eventos con una capacidad para cuatro mil personas sentadas aproximadamente.

—¿Ese auditórium tendría como centro la actual pista de jura?

—Claro, teniendo como centro la pista de jura, aprovechando el desnivel que se proyecta ahí, haríamos un auditórium donde se podrían hacer eventos, representaciones de espectáculos o muestras que le sirva a la comunidad para poder hacer festivales, de manera que la gente sienta que si unimos fuerzas, los objetivos se logran con creces; solo es muy difícil hacer algo pero en conjunto se facilitan mucho las cosas. Por ejemplo, lo que hicimos el fin de semana fue producto de una alianza con la Municipalidad dirigida por el Alcalde Manuel Macaya.

—¿Cómo evalúa el funcionamiento de la alianza entre la Municipalidad, la Asociación de Criadores de Caballos Chilenos de Malleco y el Club Collipulli?

—Superamos todas las expectativas; lamenté el hecho de que Manuel (Macaya) no haya podido disfrutar todos estos logros que consiguió, porque esto en un volumen importante es un logro del Alcalde, implantándole su sello personal de Alcalde, criador y corralero; lamenté mucho que no pudiera disfrutar de todo su trabajo, de varios meses de trabajo, producto de una enfermedad, algo que nadie puede prever, una enfermedad no menor que lo llevó a ser operado. Trabajó con su equipo completo para que el espectáculo fuera de primer nivel, trató de imprimirle un sello distinto a lo que se había hecho durante muchos años, notándose la diferencia en el vuelco de apoyo de la gente, viéndose reflejado también por el aplauso expresivo de la gente cada vez que su nombre fue mencionado; a Manuel (Macaya), la gente lo quiere y lo respeta mucho.

—Por último, ¿Qué le pareció la exposición?

—Creo que nos faltaron ejemplares, me habría gustado que hubiera habido más ejemplares pero también entiendo que debido a la calidad de Malleco, los otros criadores hayan tenido dudas al momento de venir a presentarse; es evidente que el nivel de nuestra asociación es muy superior al de asociaciones vecinas y eso se manifiesta cuando Malleco sale a competir a cualquier otro lado, logrando premios que son bastante importantes. También entiendo a muchos criadores que no quieren venir a competir a un nivel grande, lo que creo es un error importante porque uno tiene que medirse con los grandes y aprender de ellos para poder lograr este nivel. A Malleco le ha costado, no ha sido fácil lograr este nivel, pero hoy lo tiene y podemos ir a cualquier parte a competir de igual a igual. Eso ha sido un trabajo de todos, de muchos criadores que hoy tienen relevancia nacional.

—Lo que me gusta es que cada vez aparece un criador nuevo, apareció Marco Manríquez con un nivel que en realidad nos impresionó, con un par de ejemplares que me parecieron de un nivel de excelencia. Marco Manríquez es una persona que no había competido de la forma en que lo hizo y hoy ya está entusiasmado en ir a Los Ángeles, entonces ya logramos que un nuevo criador se interese en participar en exposiciones que no son las propias. Este hombre notó que su nivel es bueno y que puede salir a competir afuera.

Related posts

Leave a Comment