Para conocer y aprender: el rodeo, más deporte que nunca

El pasado 21 de diciembre de 2017, la Contraloría General de la República emitió un dictamen que vino a reforzar el carácter deportivo que el ordenamiento jurídico nacional otorga al rodeo chileno.

La Contraloría General de la República, organismo autónomo de rango constitucional que ejerce el control de la legalidad de los actos de la Administración del Estado, fue requerida por un particular para pronunciarse acerca de un supuesto otorgamiento irregular de beneficios estatales a la Federación del Rodeo Chileno, al estimarse por el denunciante que esta organización propicia una actividad que maltrata animales.

Argumentación del Dictamen N° 044321N17

La práctica del rodeo chileno se encuentra enmarcada dentro del concepto de deporte establecido en el artículo 1 de la Ley N° 19.712 del deporte, marco jurídico dentro del que se han constituido clubes y asociaciones de rodeo, los que se encuentran incorporados al Registro de Organizaciones Deportivas que mantiene el Instituto Nacional del Deporte.

La Ley N° 20.380 sobre protección de animales, considera al rodeo como un deporte y lo excluye de sus normas, cuestión que establece el artículo 16 al disponer que “Las normas de esta ley no se aplicarán a los deportes en que participen animales, tales como el rodeo, las corridas de vaca, el movimiento a la rienda y los deportes ecuestres, los que se regirán por sus respectivos reglamentos.”

El Dictamen N° 68.953 de 2009, señala que la legislación reconoce al rodeo como deporte en los términos definidos en la Ley N° 19.712 y que como tal, debe desarrollarse de acuerdo a su respectiva reglamentación. Agrega que ello no excluye la posibilidad de que los animales que intervienen en esa práctica deportiva puedan sufrir actos de maltrato o de crueldad con ocasión de la misma, en cuyo caso, de producirse algún hecho que pueda ser tipificado en el artículo 291 bis del Código Penal, tal calificación corresponderá efectuarla a los Tribunales de Justicia.

En consecuencia…

A luz de esos antecedentes, el Contralor Jorge Bermúdez concluyó que el rodeo es reconocido por el ordenamiento como un deporte. Así, en la medida que se dé cumplimiento a los requisitos legales y reglamentarios correspondientes, no existe impedimento para que una organización deportiva vinculada con aquél, pueda acceder a alguno de los beneficios que contempla la Ley N° 19.712, argumentación que llevó a desestimar el reclamo particular.

Para conocer y aprender: el rodeo, Deporte Nacional

Related posts

Leave a Comment